LA LLIGA VOL UN NOU AVAL DE 125 MILIONS AL BARÇA I NO ESTÀ D’ACORD AMB L’AUDITORIA

La batalla entre LaLiga y la gestión de Jan Laporta al frente del FC Barcelona vive un nuevo capítulo con la nota publicada por el organismo que preside el polémico Javier Tebas, relativa a la noticia avanzada por La Vanguardia: que LaLiga había denunciado al Consejo Superior de Deportes (CSD) las cuentas presentadas por el Barcelona y había, en concreto, solicitado una auditoría, distinta a la del club, sobre este balance económico para determinar si, como sospecha Tebas, el Barça ha presentado unas pérdidas mayores “a las reales”.

LaLiga, en su última vuelta de tuerca al asunto -hay que recordar que mantiene un áspero enfrentamiento con el club blaugrana por la Superliga y por la falta de apoyo a la apuesta por el fondo de inversión CVC- explica ahora que la auditoría se solicitó el 6 de octubre y que “a la vista de sus conclusiones, LaLiga ha cuantificado y comunicado el importe del nuevo aval al FC Barcelona, si bien considera que existe la necesidad de un ulterior análisis de una serie de ajustes que permitan determinar de forma definitiva su impacto en el resultado del ejercicio en el que la actual Junta Directiva se hizo cargo del FC Barcelona”.

La discusión de fondo se sitúa en la forma de repartir las pérdidas del último ejercicio del club, antes o después de la llegada de la nueva junta directiva. Los números finales son diametralmente distintos según el criterio aplicado y el punto de vista de los actuales dirigentes del club y el del equipo de Tebas no coincide.

En este nuevo comunicado, LaLiga confirma la información aparecida en La Vanguardia y añade que solicitará al CSD “la ampliación de dicha auditoría”. Pese a ello, “para que esta pueda realizarse sin menoscabo de las obligaciones de LaLiga, el FC Barcelona deberá sustituir el actual aval por otro, del mismo importe de 124.651.950 euros, con una vigencia hasta el 17 de enero de 2022, fecha en la que concluye el plazo de tres meses desde la aprobación por la asamblea del club de las cuentas del ejercicio cerrado a 30 de junio de 2021”.
LaLiga avisa al club blaugrana de las consecuencias de no extender el aval “antes del 29 de noviembre”

Además, LaLiga ya avisa al club blaugrana de las consecuencias de no extender el aval “antes del 29 de noviembre” y explica que “se determinará la ejecución del actual, depositado en LaLiga, para cubrir las pérdidas de la temporada 2020/2021 imputables a la actual Junta Directiva, en cuyo caso, el importe ejecutado será puesto a disposición del club, quién deberá utilizarlo para cancelar el déficit alcanzado en la temporada 2020/2021”. La fecha del 29 de noviembre, un lunes, coincide curiosamente con el 122 aniversario de la fundación del FC Barcelona.

Por otra parte, el organismo que preside Tebas indica que “una vez determinadas las pérdidas del ejercicio 2020/2021 imputables a la actual Junta Directiva, LaLiga comunicará al club el importe por el que debe emitirse el aval definitivo correspondiente a la temporada 2021/2022” y señala que para realizar este cálculo exigió al club “un mayor detalle en la información que le permitiese realizar una correcta cuantificación de dicho aval, requiriendo al club a tal efecto”. Aunque LaLiga no aclara este punto, cabe entender que las pérdidas imputables a la directiva de Laporta -siempre según el criterio del equipo de Tebas- serán sensiblemente mayores y exigirán un aval definitivo sustancialmente más importante.
“En dos ocasiones”
Según LaLiga, su requerimiento de más información no fue atendido

Según señala LaLiga, “dicho requerimiento de información fue realizado hasta en dos ocasiones y al no haber sido atendido, LaLiga solicitó, como señalamos, al CSD, el pasado 6 de octubre, la realización de una auditoría extraordinaria”. Pese a todo lo explicado, LaLiga asegura que “no se pretenden cuestionar las cuentas anuales aprobadas por el club, sino obtener la información ya requerida y necesaria que le permitiese concretar qué pérdidas son atribuibles a las Juntas Directivas y realizar así una correcta imputación de las mismas para la cuantificación del aval en cumplimiento de la Ley del Deporte y conforme a los criterios fijados en la Sentencia del Tribunal Supremo de 12 de diciembre de 2012”.

Paralelamente a este conflicto abierto entre Tebas y Laporta, los cuatro clubs que no son sociedades anónimas deportivas (Barcelona, Real Madrid, Athletic y Osasuna) están a la espera de la decisión del CSD sobre la posibilidad de que la cantidad a avalar por cada directiva se determine de forma más acorde a las cantidades que mueve actualmente el fútbol, muy distintas a las que se barajaban cuando se redactó la Ley del Deporte. El CSD tiene previsto resolver el caso este mismo mes.

Informa:LAVANGUARDIA.COM (6-XI-2021)

69 Lectures | ‣ |
Que tothom ho sàpiga: